lunes, 29 de abril de 2013

Alguien me pregunta la otra tarde que cómo estaba hoy y mi respuesta fue la siguiente:


Solo y despellejado por los segundos de la vida,
Oscuro y empedernido en montañas de arena gris.
Pero esperanzado porque veo tus ojos venir y
La luz en el pequeño rincón de la vida.

Por Andrés Alejandro García Caro

No hay comentarios:

Publicar un comentario